A José Aldo le encantaría subir a los ligeros si la UFC le diera la oportunidad

Jose Aldo defendió exitosamente su título por quinta vez el sábado, ante el “Zombie Coreano” Chan Sung Jung en el cuarto asalto por KO Técnico.

Aldo se hizo con la victoria después de una clara dominación de los tres primeros asaltos, donde usó un golpeo táctico y derribos para anular a su oponente.

El fin del combate vino, sin embargo, después de un extraño intercambio de puños donde Jung sufrió una lesión en el hombro derecho.

Como resultado, Jung golpeó su propia mano contra el hombro de Aldo, y el brazo del coreano sufrió. Un segundo después, Jung estaba agitando su mano y se notaba claramente que su hombro no estaba bien.

“Me di cuenta de que su brazo estaba mal y le derribé e intenté golpearle,” contó Aldo a Fuel TV, a través de su traductor, después de su victoria en el UFC 163. “Supe que gané el primer, segundo y tercer asalto, simplemente quería bajar el ritmo un poco para no estar tan expuesto ante él.”

Fue un final extraño a la pelea, pero una victoria dominante para Aldo sin duda, quien estaba ganando a los puntos todo el combate desde el principio hasta el final.

Una vez la pelea terminó, Aldo explicó su estrategia, que se basaba en evitar los cañonazos de Jung, con los que ha ganado muchas peleas, admitiendo que bajó el ritmo en el cuarto asalto para asegurarse la victoria y no exponerse ante su rival.

“Supe que gané los tres primeros asaltos, y no quería exponerme,” explicó Aldo. “Normalmente, bajó el ritmo un poco en el cuarto asalto porque no me quiero exponer. Mantengo el cinturón, el cinturón es mío, esa es la forma en que se supone que es. No peleas para exponerte ante tu enemigo en el cuarto asalto. Cada vez la gente piensa que me canso, pero no, mi cardio es fenomenal.”

La victoria del sábado por la noche fue la décimo tercera en racha desde que se unió a Zuffa en 2008 (originalmente en la WEC antes de trasladarse a la UFC), con todas aquellas victorias en la división de los pesos pluma.

Con un reinado tan dominante en su peso, Aldo se ha molestado cuando le han preguntado sobre una potencial subida de peso para enfrentarse a nuevos desafíos.

Después de su victoria sobre Jung, parece que esa puerta está más abierta ahora que antes.

“No lo sé, me encantaría, pero es cosa de Joe Silva,” dijo Aldo. “Si me da la oportunidad, iría allí y pelearía.”

Hay mogollón de combates interesantes para Aldo en la división de las 155 libras, pero antes de pensar en subir de peso, primero debe recuperarse de la lesión sufrida en la pelea contra Jung.

Según Aldo, la primera patada que lanzó chocó contra la rodilla de Jung, mientras no esté seguro si su pie está roto o no, irá al hospital para hacerse una radiografía.

Con suerte, si su lesión no es grave pronto estará de vuelta a la acción; entonces sólo será cuestión de elegir una categoría de peso en la que pelear.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s